Una vez los usuarios han hecho clic en un anuncio, la influencia de las páginas de destino en la conversión final, es esencial.

Los elementos que debería tener una página web para incentivar a los clientes a realizar la compra son:

  • la Home del sitio web que es la página principal. El Nivel de Calidad es uno de los indicadores que influyen en el posicionamiento SEO y depende, en gran medida, de la concordancia entre los textos del anuncio y la página de destino. Por eso, es importante que la publicidad vaya en consonancia con lo que ofrecemos en la web de destino del anuncio. Los expertos recomiendan utilizar una Landing Page. Sería la página a la que vamos a dirigir todos los clics de nuestro anuncio y que va a estar focalizada en la conversión que queremos que realicen los usuarios. Tiene que ser una web sencilla y clara, y en la que la única llamada a la acción sea la que queremos. Así evitaremos que los usuarios se distraigan.
  • Otro requisito importante es que en la Página de destino se detallen los productos y la información relativa a los mismos, y que contenga imágenes, especificaciones e incluso comentarios de los usuarios.
  • Si nuestro objetivo es lograr que rellenen un formulario, éste ha de ser ágil y sencillo. Lo ideal es no pedir, en esta primera toma de contacto, demasiados datos, ya que suele producir el abandono en mitad del formulario. Pedir el nombre y el mail y en futuras comunicaciones ya recabaremos el resto de la información.
  • El carrito de la compra este es el elemento principal en los e-commerce para conseguir la compra. Esta página debe contener toda la información necesaria para que no genere dudas en el cliente. Es muy importante que genere confianza, deberemos tener bien visibles todos los elementos de seguridad de nuestra plataforma de pago.
  • Por último se debe tener una página donde se avisa al usuario que la transacción ha finalizado satisfactoria, es decir, una página de confirmación. Esta página también debe contener agradecimientos por elegir sus productos.

Los estudios recientes han demostrado que la usabilidad de la web, la información de contacto y la facilidad con la que los usuarios encuentran la información que buscan son partes fundamentales del marketing online. Debemos centrar nuestro esfuerzos en que nuestra web sea muy clara y así poder dirigir a nuestro usuarios a dónde queremos que vayan.